Remedios caseros para combatir la piel reseca en temporada de frío

  • Por:karen-millen

31

07/2022

No tener un adecuado cuidado de la piel en esta temporada de frío puede desencadenar o agravar algunas enfermedades de la piel como psoriasis, dermatitis y acné. Mencionando también el cutis tiende a resecarse muchísimo en la época invernal.

Especialistas de la salud dan explicaciones de, el efecto del frío sobre la piel es múltiple: contrae los vasos capilares, con lo que no llega suficiente oxígeno ni nutrientes a la epidermis. Además, la tez no se renueva tan rápido y se acumula las células muertas. Resultando con ello una piel apagada, tirante y más sensible.

La piel en temporada de frío tiende a verse y sentirse áspera, dar comezón, hay descamación, enrojecimiento y líneas o grietas finas. Afortunadamente, este problema que es muy común en hombres y mujeres puede prevenirse tomando suficiente agua durante el día, cubriéndonos del viento con ropa adecuada y utilizando humectantes de acuerdo al tipo de piel.

Existen también algunos remedios caseros a los que la piel reseca responde muy bien, y en este sentido, te compartimos algunas soluciones que ayudarán a conseguir que tus labios, manos pies, codos y rodillas luzcan perfectos durante esta época de frío.

Las manos

Es una de las partes del cuerpo que más se ve afectada por los efectos del frío, haciéndolas ver secas y agrietadas debido a que más hidratación pierde día a día, es preferible exfoliarlas antes de hidratarlas en profundidad para conseguir sanarlas.

Así que, para retirar células muertas, los expertos sugieren hacer una pasta mezclando una cuchara de avena molida y una de miel. La avena actuará como limpiador y la miel como agente hidratante que debes aplicar en las manos dando suaves masajes, dejándola actuar durante 10 minutos antes de enjuagar con agua tibia.

Remedios caseros para combatir la piel reseca en temporada de frío

Después de ese procedimiento se deben limpiar las manos, el aceite de coco o el de oliva virgen son dos grandes opciones para untarse sobre ellas, ya que aportan una serie de propiedades nutritivas que ayudarán a que se vean resplandecientes.

Codos y rodillas

Son zonas son muy propensas a resecarse mucho más que el resto del cuerpo. Así que, como en los casos anteriores, cuanto más limpia esté la zona a hidratar más fácil y rápida será la sanación. Se recomiendan exfoliar los codos y eliminar el tono oscuro preparando una pasta con una cucharada de aceite de oliva, dos cucharadas de zumo de limón exprimido y media taza de sal.

Luego masajear con la mezcla los codos y las rodillas, dejándolas actuar durante 10 minutos para que la acidez del limón cumpla con su función aclarante. Una vez exfoliada la zona y dada la resequedad que suelen sufrir, la pasta de aguacate (hecha con un aguacate maduro machacado y mezclado con aceite de almendras) ayudará a hidratarlos al máximo.

Los labios

La resequedad de los labios es una de las sensaciones más incómodas que se pueden sufrir ante efectos del frío, por eso hay que tratar esta área de inmediato, porque en casos avanzados, puede provocar heridas que se abran al hablar o al comer.

Para mantenerlos libre de sequedad, el aceite de oliva es una de las mejores y más intensivos hidratantes que puedes aplicar para prevenir este problema, pero, una vez que ha surgido, entonces primero hay que exfoliar los labios antes de aplicar el aceite de oliva.

Para preparar esta mezcla que consiste en combinar un poco de azúcar con miel o aceite que debe aplicarse en círculos con la yema de los dedos, retirar las pieles secas que se hayan acumulado en nuestra boca. Una vez "limpios", aplicar el aceite de oliva virgen varias veces al día.

Para los pies

Los pies resecos y agrietados suelen surgir cuando la epidermis no se hidrata correctamente, o cuando se utilizan zapatos no adecuados, o cuando se camina mucho tiempo descalzo y por los efectos del frío, cuya apariencia suele ser desagradable.

Para evitarlo dada a la dureza de la piel en esta zona del cuerpo, la exfoliación más recomendable es la que se hace con piedra pómez. Poner los pies a remojo en agua templada durante 15 minutos y frotarlos después con esta roca de origen volcánico, este truco ayudará a deshacerte de la piel muerta.

Una vez eliminadas, la manteca de cacao, el aceite de almendras o cera virgen de abeja son potentes hidratantes cuyas propiedades se pueden multiplicar si la aplicación se hace antes de dormir y te pones calcetines para dejar reposar toda la noche.

Sin embargo, si la resequedad persiste o notas que tu piel no mejora a pesar de las medidas que tomaste, o tienes comezón que no te deja dormir bien, o heridas abiertas o infecciones por rascarte, es importante que acudas de inmediato con el médico para saber el tratamiento a seguir y así aliviar los malestares.

Te puede interesar:4 de cada 10 pacientes con diabetes tipo 2 tienen enfermedad cardiovascular en México

Remedios caseros para combatir la piel reseca en temporada de frío
  • 254
  • ¿Los labios tienen que combinar con el resto de tu ropa?

Artículos relacionados